Kazantzakis y las Penélopes

  • Anguela Kastrinaki Universidad de Creta

Resumen

El examen del tratamiento de los personajes femeninos en la obra de Kazantzakis, no revela una actitud positiva hacia ellos en el escritor. En el caso de Penélope, las presentaciones de la famosa esposa de Ulises son acendradamente negativas. En la obra juvenil Almas rotas, 1908, Penélope no es un personaje de la obra misma, sino que es vista en un cuadro de Gustave Moreau. Se la describe como aparece en la pintura, es decir, como un ser inmoral y lujurioso. En la obra teatral Odiseo, 1922, la antigua Penélope decide casarse por órdenes - dice - de Afrodita. Pero en realidad, disfraza su deseo, concentrado en el bello pretendiente Eurímaco, lo disfraza con pretendida obediencia a la diosa. No es una mujer ni fiel ni verídica. En la Odisea, 1924-1938, la imagen oscura de una mujer marchita ya y temerosa, contrasta con la del esposo que llega, fuerte, gallardo, triunfante. La mujer, que no actúa ni habla y sólo llora, contrasta también con la mujer de la época en que se escribió el poema, tiempo de gran avance de la mujer hacia la igualdad.

Palabras clave Penélope, mujer, varón, Odiseo.
Compartir
Cómo citar
Kastrinaki, A. (2007). Kazantzakis y las Penélopes. Byzantion Nea Hellás, (26), Pág. 197-206. Consultado de https://byzantion.uchile.cl/index.php/RBNH/article/view/18433/19462
Sección
Homenaje a Kazantzakis
Publicado
2007-01-01